Nuestro compromiso es por México

Close Icon
   
Contact Info     @FundacionAHHO

DIEZ AÑOS DE VIVIR Y MORIR JUGANDO BEISBOL

Diez años, 120 meses y más de 900 egresados han visto pasar las instalaciones de la Academia de Beisbol Alfredo Harp Helú.

Jorge del Valle

Un sueño no se hace realidad mágicamente: se necesita determinación y trabajo duro.
Colin Powel

Se ha cumplido una década de sueños, una década de trabajo duro, una década de forjar beisbolistas profesionales, pero, sobre todo, de formar seres humanos. Diez años, 120 meses y más de 900 egresados han visto pasar las instalaciones de la Academia de Beisbol Alfredo Harp Helú. ¿La principal enseñanza? Trabajar y luchar por tus sueños, nunca desistir. Los jóvenes prospectos que pisan por primera vez las instalaciones llegan con el mismo objetivo, jugar beisbol de forma profesional, la meta se llama grandes ligas. Ellos saben que la Academia les brinda todas las posibilidades para poder lograrlo, con una formación integral que conlleva entrenamientos de calidad, buena alimentación, sin dejar de lado la educación ni los valores sociales que hacen un excelente deportista, pero un mejor ser humano.

Son seis los egresados que han visto cumplir el máximo sueño de jugar en Grandes Ligas (Roberto Osuna, Julio Urías, Giovanny Gallegos, Víctor Arano, Luis Urías y Andrés Muñoz), todos menores de 25 años, y muchos más que se encuentran en el proceso, jugando en sucursales de MLB y dando lo mejor de sí para aumentar la cifra. No podemos dejar de lado el semillero de peloteros que la Academia significa para el beisbol mexicano, siendo la base de rosters para dos equipos importantes de la LMB (Diablos Rojos del México y Guerreros de Oaxaca), los cuales han sido protagonistas los últimos años. Guerreros de Oaxaca es un claro ejemplo: campeones de la zona sur en el 2018, nos regalaron extraordinarios momentos y nos enseñaron que nunca te debes rendir, siempre salir al terreno de juego con espíritu de equipo y fe.

Hay mucho talento mexicano en las organizaciones antes mencionadas, que han sido la base para la creación de una nueva liga de desarrollo, Liga Invernal Mexicana, la cual ha tenido excelente aceptación tanto de jugadores de otros equipos como de la afición, debido al alto nivel competitivo que muestra.

Podemos enfatizar que, en los últimos dos años, algún egresado ha disputado la Serie Mundial: Julio Urías lo hizo con Dodgers en el 2018, y Roberto Osuna con Astros en el 2019, ambos poniendo en alto el nombre de México.

Y con los brillos de festejo el día 12 de noviembre se inauguró la galería Vivir y Morir Jugando Beisbol, la cual consta de veintiún fotos emblemáticas de los primeros diez años de la Academia. Dicho evento se realizó con la presencia de uno de nuestros pilares, la Dra. María Isabel Grañén Porrúa, quien convivió durante un momento muy especial con los jóvenes prospectos, el cuerpo técnico y el personal que labora.

Los sueños se cumplen si tienes el coraje suficiente para trabajar por ellos, la Academia seguirá abriendo sus puertas a todo aquel que tenga el deseo de cumplir sus metas, estando consciente de los sacrificios que esto conlleva.

Los comentarios están cerrados.