Nuestro compromiso es por México

Close Icon
   
Contact Info     @FundacionAHHO

Editorial   arrow

México atraviesa por un mal momento. Las causas son innumerables; algunas provocadas por nosotros mismos, otras impuestas desde el extranjero. Nuestro país tiene que encontrar soluciones y los habitantes tenemos que trabajar juntos por ellas. No podemos seguir esperando a que el remedio nos caiga del cielo; cada mexicano tiene que hacer lo que le corresponde y encontrar rumbos ajenos a la violencia que nos hermanen como sociedad.

Hoy más que nunca necesitamos que los intereses del país estén por encima de los personales. México es un país plural, abierto, lleno de posibilidades de crecimiento y es hora de que potencialicemos nuestras virtudes. El futuro depende de nosotros. Asumamos que México es una potencia en muchos sentidos; basta con abrir una ventana para sentir el poder de su cultura, las riquezas naturales, las bellezas que producen nuestros artesanos, la eficiente mano de obra calificada, valiosos empresarios comprometidos con la competitividad internacional y la
extraordinaria gastronomía que nos define. México cuenta con millones de talentos que viven anónimamente y que conforman nuestro gran país, todos juntos somos la solución. Saquemos lo
mejor que tenemos dentro, construyamos y creamos en nosotros mismos.

De poco sirven las palabras si no se actúa, así que redoblaré mis esfuerzos en beneficio de México, principalmente a través de la fundación que lleva mi nombre, en rubros como la educación, la cultura, la salud, el cuidado del medio ambiente y el deporte. Además, me comprometo a colaborar con diversos sectores para que juntos propongamos planes que beneficien a México; que abran fuentes de trabajo en proyectos constructivos y necesarios para el país. Los retos que tenemos son enormes, pero nos motivan porque hay mucho por hacer.

Es momento de actuar, de darnos la mano, de ayudarnos unos a otros. La crisis puede contrarrestarse con la voluntad y el actuar de los mexicanos. Cada quien en su ámbito puede aportar algo por el bien común. Con las decisiones pequeñas que se toman día a día se pueden evitar la corrupción, el daño al planeta y el deterioro de nuestra sociedad

Alfredo Harp Helú