Nuestro compromiso es por México

Close Icon
   
Contact Info     @FundacionAHHO

RECUPERANDO EL ORGULLO MUSICAL DE OAXACA

static1.squarespace
RECUPERANDO EL ORGULLO MUSICAL DE OAXACA

Ricardo Rodys

El año 2015 nos trae dos aniversarios muy importantes para la historia de la música oaxaqueña: se cumplen 350 años de la muerte de Juan Matías y 120 del natalicio de Juan León Mariscal. Estas efemérides son una buena excusa para recuperar a dos grandes músicos oaxaqueños y hacerles un pequeño homenaje más que merecido.

El famoso compositor zapoteco Juan Matías fue el primer músico indígena en alcanzar el alto puesto de maestro de la capilla catedralicia. Se sabe que nació en San Bartolo Coyotepec aproximadamente en 1618. En 1642 fue admitido en la capilla de la Catedral de Oaxaca como bajonero. En 1655, por medio del examen de oposición, ganó a destacados músicos de México y Puebla y fue nombrado maestro de capilla. En la dirección de la capilla duró solamente 10 años y murió el 3 de julio de 1665. Cinco años antes, el cabildo le ordenó depositar todas sus obras, entre ellas misas, vísperas, salves y villancicos en el archivo catedralicio, de las cuales ninguna se conserva. Investigaciones recientes confirman la existencia de sus tres piezas en el archivo de la Catedral de Guatemala y además fueron descubiertas unas composiciones en dos pueblos oaxaqueños: San Pedro Huamelula y San Bartolo Yautepec.

Por su parte, el compositor, violonchelista, pedagogo y poeta Juan León Mariscal nació en Oaxaca el 29 de agosto de 1895. Desde temprana edad inició los estudios musicales en la Escuela Católica del Carmen Alto. Al morir sus padres en 1908, su tío, párroco de Santa Catarina Juquila, se encargó de él y de sus siete hermanos. En la orquesta de Juquila Juan tocó flauta, clarinete y contrabajo. Paralelamente desarrollaba su talento como poeta; en 1915 tuvo su debut en el diario El Heraldo de Oaxaca. En 1919 se trasladó a la Ciudad de México, donde estudió en el Conservatorio Nacional de Música. En 1923 su obra Allegro sinfónico ganó el concurso de composición patrocinado por el Ayuntamiento de México. Poco después, el gobierno le otorgó una beca para estudiar en el Conservatorio Stern de Berlín, Alemania. En esa ciudad participó en el Concurso de Preludios y Fugas, recibiendo la medalla de oro correspondiente al primer premio. Después de su regreso a México fundó la revista Arte y participó en la organización del Primer Congreso Nacional de Música (1927). En 1933 fue nombrado profesor del Conservatorio Nacional de Música, donde a través de los años formó a cientos de alumnos. Posteriormente se desempeñó como inspector en la Sección de Música Escolar, de la Secretaría de Educación Pública. Juan León Mariscal murió en la Ciudad de México el 21 de septiembre de 1972. Compuso obras para piano, voz y piano, conjuntos de cámara, orquesta sinfónica y coro mixto a capela. Como tributo a su tierra natal compuso una obra sinfónica titulada Guelaguetza, tres estampas oaxaqueñas.

En relación con estas efemérides, la Fonoteca Juan León Mariscal dedica el año 2015 a estos dos compositores y planea una serie de actividades que darán al público oaxaqueño la oportunidad de conocer la obra de sus eminentes paisanos.

Los comentarios están cerrados.