Nuestro compromiso es por México

Close Icon
   
Contact Info     @FundacionAHHO

Diseña Gerardo Yépiz “Acamonchi” mural en el MUFI

Acamonchi-01

por: Waldini Ortega //

«Del sobre a la pared» es el título que recibe el mural realizado por Gerardo Yépiz “Acamonchi”, artista gráfico y artecorreísta.

Acamonchi es originario de Baja California, sus inicios en el arte postal, o arte correo, encuentran raíz en el punk, un agitado movimiento que sembró en Acamonchi la necesidad de construir redes de comunicación con músicos y artistas de muchos países. Uno de los resultados de su comunicación epistolar lo llevaría a incursionar y enriquecer una forma de expresión artística inspirada en el correo postal. Desde su visión, el arte postal consistía en el comunicar ideas, no desde la vida íntima, sino desde la vida como artista.

Las alteraciones de sobres, cadenas de cartas, colecciones de sellos y fanzines, ejercieron una poderosa influencia en la propuesta gráfica de Acamonchi, quien después de dejar el arte correo, comenzó a hacer diseño. Su propuesta se centró en el arte callejero, y el uso del esténcil resultó cardinal en la construcción de imágenes burdas, el doble sentido, la ambigüedad, la sorpresa y el “rollo” monocromático, rasgos característicos del trabajo de Acamonchi.

Del sobre a la pared refleja esa influencia en contenido y gráfica, y hace posible recorrer distintos escenarios de la comunicación: desde la entrega de información a través de medios tradicionales como la carta, hasta los orígenes de la comunicación digital. Así, este trabajo, representa un diálogo sobre la transición de los viejos medios a los nuevos, y la revolución que generaron estos últimos en la comunicación personal.

Las ilustraciones de este mural no poseen un carácter realista, por el contrario, reflejan la cara cómica de ciertas cosas, como la batalla entre dos computadoras, el cable de fibra óptica que acompaña y se entrelaza con la bicicleta, representando el envío de un mensaje a través de dos medios; los sellos, bicicleta y tipografía a base de troncos –un diseño constante en sus obras– y los destellos blancos que, según relata, nacen de un accidente con la pintura en aerosol.

Otro elemento que destaca en este trabajo, no por su tamaño, sino por su carga histórica, son los esténciles en honor al creador de la escuela de arte por correspondencia en Nueva York: Ray Johnson, personaje que influenció de manera significativa el mundo del arte postal a escala mundial. Para Yépiz, Johnson es un referente indiscutible, y con el cual, curiosamente, nunca tuvo correspondencia. Este hecho dejó en Acamonchi un arrepentimiento que busca saldar con este mural, en el que le rinde tributo a Johnson y a su inconfundible sello: el conejo.

Acamonchi se vio siempre a sí mismo más como un promotor de la cultura underground, que como un artecorreísta, hecho que se evidencia por la innegable influencia de la estética del dadaísmo, situacionismo, surrealismo y arte político en sus obras. La propuesta de Yépiz tiene como uno de sus pilares centrales la estética monocromática. Le resultan elocuentes los altos contrastes, los medios tonos y diseños que carezcan de efectos o filtros, la estética fanzinera y todos los recursos de diseño previos al uso de la computadora. De ahí que probablemente integrara al mural los esténciles de las iMac G3 acompañadas por el cruce de unas bombas en su base.

En 2013, Gerardo Yépiz donó al Museo de Filatelia de Oaxaca, un acervo de más de 2 000 piezas de arte postal, las cuales se exhiben de manera permanente en la sala “Arte y Filatelia” del MUFI.

Ver información de visita.

Entrada etiquetada con:

Los comentarios están cerrados.